viernes , octubre 15 2021

Estrategia infalible de la ANR: Asegurar/motivar el voto duro y dividir al electorado opositor

La estrategia colorada viene siendo infalible en los últimos años. El números de afiliados, que crece en promedio de 100 mil por año, hace que sea una fuerza arrasadora en las urnas. Solo en los lugares donde no se logra la unidad dirigencial, por lo general la ANR termina perdiendo, como se vio en el caso Ciudad del Este el domingo pasado (el clan Zacarías no apoyó al candidato oficial). Otro municipio donde no prosperó la estrategia colorada fue Encarnación, ya que toda la oposición fue unida detrás un candidato.


La estrategia colorada básicamente pasa por mantener asegurado el voto duro del partido y evitar la unidad de la oposición, apoyando a uno de los sectores (el tercero más fuerte), para dividir los votos y debilitar así la efectividad electoral de los contrincantes. 

El verdadero desafío para cualquier candidato regional o nacional de la ANR es pasar las internas de su partido. Luego, el segundo obstáculo es negociar con el perdedor interno o los dirigentes que lo apoyaban (con cargos, plata, etc.) para asegurar los votos de los afiliados en el Día D. Ya como tercer paso es estudiar al contrincante más directo y ver quien está tercero, para estudiar como potenciarlo con el fin de dividir a la oposición electoral. 

Diario HOY | Prieto, el joven abogado que rompió con 62 años de hegemonía colorada en CDELos problemas surgen cuando no se logra la unidad colorada en algunas zonas, como ocurrió en Ciudad del Este. En este lugar se impuso el independiente Miguel Prieto por un amplio margen. El mismo habría recibido el apoyo del Clan Zacarías Irún (liderado por el senador Javier Zacarías), de gran peso electoral en Alto Paraná. Otro trascendido fue que el sector del Vicepresidente Hugo Velázquez tampoco trabajó para el candidato de la ANR, el diputado cartista Ulises Quintana, procesado por la Justicia por conexiones con el Narcotráfico y señalado por el Gobierno de los Estados Unidos como corrupto.

La resta de dos importantes fuerzas internas dentro de partido, hizo que el candidato colorado esteño pierda estrepitosamente. Lo mismo se replicó en otros municipios de Alto Paraná. Prieto también habría tenido el merito de saber negociar con las fuerzas coloradas mencionadas.

En detalle: Así avanzan las elecciones generales en Paraguay | Noticias | teleSUROtro caso es el de Encarnación. En este lugar, sin aparentes fugas importantes en la dirigencia colorada, igual el candidato de la ANR, Cesar Barreto, perdió por más de 8 mil votos contra Luis Yd, candidato de la Alianza opositora. En este distrito, los colorados no pudieron dividir los votos, pues todos los sectores se alinearon a Yd, quien logró su reelección. El mismo tuvo el respaldo de su buena gestión, lo que fue premiada por los electores. 

Ya mirando hacia el 2023, hasta ahora ninguna figura aglutinadora aparece en la oposición, tal como fue Fernando Lugo años atrás. Esto da cancha libre a la ANR en el 2023, en el que emerge la figura del actual Vicepresidente Hugo Velázquez y la del cartista Santiago Peña, quien salió del PLRA para afiliarse a la ANR hace un par de años. 

 

About Equipo Periodístico

Check Also

¿Murió principio de control cruzado?: Cartismo maneja el 70% del TSJE ante debilidad opositora

A días de las Elecciones Municipales, y en puertas de la jubilación de dos Ministros …

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: